El Golem, su historia y origen judío

Hace unas semanas, paseando por las callejuelas de la vieja judería de Praga visitando sus hermosas Sinagogas y museos judíos, una visita indispensable para cualquier viajero en la capital checa, dónde vi muchos puestecillos que vendían figuritas de “el famoso Golem de Praga”, me llamó la curiosidad, ya que conocía por encima que existía cierta leyenda sobre un Golem y la ciudad, mi novia rápidamente pareció darse cuenta de mi interés y en la tienda del museo judío me compró un pequeño libro del cuál os dejo una fotografía hecha ahora mismo, dónde entre alguna que otra historia se narra la del Golem de Praga:

El Golem, su historia y origen judío

El Golem, su historia y origen judío

Así pues en la entrada de hoy quiero dedicarla a el origen judío de la figura mitológica del Golem que tan generalizada esta en el focklore moderno, dónde en cualquier videojuego podemos ver todos los golems que queramos sin siquiera percatarnos que su historia es de origen judío.

Leyendas Judías del GuetoAsí pues, como hemos comentado en la introducción, las primeras historias sobre golems se remontan al judaísmo, en concreto al principio de éste. Los golems fueron creados por personas creyentes y cercanas a Dios. Al igual que Adán, el golem es creado a partir del barro, insuflándole después una chispa divina que le da la vida, de manera que la creación de Adán es descrita en un principio como la creación de un golem. Desde este punto de vista, algunas personas con un cierto grado de santidad y acercamiento a Dios podrían adquirir algo de su sabiduría y poder. Uno de esos poderes sería el de la creación de vida. Sin embargo, no importa qué grado de santidad tuviera una persona, el ser que creara sería solamente una sombra del creado por Dios, ya que, entre otras cosas, el golem carece de alma.El Golem, su historia y origen judío

La incapacidad principal del golem era la incapacidad de hablar. Tener un golem era visto como el símbolo final de la sabiduría y la santidad, y hay muchos relatos de golems conectados con rabinos (por así decirlo, sabios judíos reconocidos en sobremanera por esta comunidad) ilustres durante toda la Edad Media.

Otros atributos del golem fueron añadidos gradualmente con el tiempo. En muchas historias el Golem lleva grabadas palabras mágicas o religiosas que le dan vida y lo mantienen animado. Grabando los Nombres de Dios en su frente, (o en una tablilla de arcilla bajo su lengua), o bien la palabra Emet (‘verdad’ en lengua hebrea) en su frente son algunos ejemplos frecuentes. Al borrar la primera letra de ‘Emet’ para formar ‘Met’ (‘muerte’ en hebreo) el golem podía ser destruido o desactivado, quedando solamente su cuerpo de barro inerte.

Cementerio judío de PragaEl relato más famoso relativo a un golem involucra a Rabbi Judah Loew, el cuál aparecía en la dos imágenes anteriores de esta entrada, y del cuál os dejo una fotografía hecha por mí de su tumba en el increíble e impactante cementerio judío de Praga.  Loew (también Löw) el Maharal de Praga, un rabino de siglo XVI. Se le atribuye haber creado un golem para defender el gueto de Praga de Josefov de los ataques antisemitas, así como para atender el mantenimiento de la sinagoga.  De acuerdo con la leyenda, el Golem podía estar hecho de la arcilla de la orilla del río Moldava en Praga. Tras realizar los rituales prescritos, el Rabbi desarrolló el Golem y lo hizo venir a la vida recitando los conjuros especiales en hebreo. De acuerdo con la leyenda, los restos del Golem de Praga están guardados en un ataúd en el ático de la Sinagoga Vieja-Nueva en Praga (la cuál os dejo una fotografía hecha por mi también a continuación), y puede ser devuelto a la vida de nuevo si es necesario.Sinagoga vieja de Praga

El Golem de Rabbi Loew defendió el barrio de Josefov de todos los ataques, y atendió a todas las ordenes del Rabbi, ayudando en la Sinagoga y todo cuanto fuera necesario, incluso también se puso violento contra las personas que pretendían atacar a los judíos, difundiendo el miedo entre ellos.

La existencia de un golem es a veces algo con pros y contras. Los golems no son inteligentes, y carecen de alma para comprender la ética, si se les ordena llevar a cabo una tarea, la llevarán a cabo de modo concienzudo pero lento y ejecutando las instrucciones lo más literalmente posible.

A este respecto, es famosa una anécdota, según la cual la mujer del rabino le pidió al golem que fuera “al río a sacar agua” a lo que el golem accedió exactamente al pie de la letra; fue al río, y comenzó a sacar agua del mismo sin parar hasta que inundó la ciudad. También en una ocasión, el Rabbi olvidó darle al golem órdenes, y éste, al no tenerlas causo un gran pánico y destrucción sobre el barrio, Loew, al enterarse por los judíos que huían despavoridos, gritó “Golem detente!” tan fuerte, que resonó por toda la ciudad, llegando a oídos del Golem, que se detuvo inmediatamente, desde aquél día, Loew, no volvió a olvidar darle al Golem la hoja con sus quehaceres.

El Golem, su historia y origen judío

Finalmente, después que al  Rabino Loew le prometieran que la violencia en contra de los judíos pararía si el Golem era destruido. El Rabbi accedió. Para destruir la mágica criatura, eliminó la primera letra de la palabra “Emet” de la frente de la mole para formar la palabra hebrea que representaba la muerte mientras efectuaba un ritual en sentido inverso al de “creación”.

Como nota adicional, cuenta la leyenda que el Golem es una figura que cada treinta y tres años aparece en la ventana de un cuarto sin acceso en el gueto de Praga.